Salud y bienestar

Consejos nutricionales para el adulto mayor

tercera edad

Una correcta alimentación es fundamental para una vida saludable en adultos mayores. Hoy te compartimos unos consejos nutricionales para el adulto mayor, para que lo ayudes a conservar una buena salud y nutrición.

El envejecimiento afecta la digestión, reduciendo la absorción intestinal de los nutrientes, por ello causa en el adulto mayor desnutrición y bajo apetito. Debido a estos cambios que se producen se debe aumentar el consumo de nutrientes para mantener una alimentación equilibrada, para reducir el deterioro asociado al envejecimiento.

La alimentación cumple una función preventiva importante. Por ello, te compartimos los siguientes consejos nutricionales:

  • Procura que la dieta sea variada para que contenga variedad de nutrientes.

  • Beber mucha agua a diario (2 litros).

  • Disminuir el consumo de bebidas alcohólicas.

  • Evitar el consumo de azúcares y harinas refinadas.

  • Reducir el consumo de carbohidratos y grasas saturadas (carne roja y embutidos) y consumir alimentos ricos en omega-3 y omega-6 (salmón, sardinas, etc.)

  • Aumenta el consumo de grasas y aceites vegetales, como el aguacate, aceite de oliva o aceite de coco.

  • Consumir leche y derivados lácteos desnatados o semidesnatados.

vejez

  • Incluye, con la asesoría del médico o de un experto suplementos vitamínicos como calcio, vitamina D, B, acido fólico, magnesio, hierro, etc.

  • Aumentar el consumo de frutas, legumbres, verduras y cereales, por su alto contenido de nutrientes importantes
    (vitaminas y minerales) y fibra, esencial para mantener la movilidad intestinal y evitar el estreñimiento.

  • Limitar el consumo de sal.

  • Tomar baños de sol unos 20 minutos diarios (paseos) para obtener la cantidad necesaria de vitamina D para los huesos.

  • Disminuir el consumo de té y café ya que contribuyen a la deshidratación, en especial cuando se toma poco líquido.

  • Se debe realizar ejercicio de manera constante y gradual, para favorecer el incremento del apetito, que muchas veces en esta etapa de la vida se pierde.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *